Sistemas de seguridad del coche

La tecnología automotriz mejora a pasos agigantados en diversas áreas; y, entre los que se les dedica mayor atención están los sistemas de seguridad. Es de suma importancia que tanto el conductor, sus acompañantes y el resto de las personas que rodeen a los coches se encuentren a salvo; por eso, es que la inventiva nunca se detiene y siempre se busca la manera de optimizar los resultados.

Son tantos los sistemas de seguridad que, aunque varios son obligatorios, no todos son muy conocidos. Hay fabricantes que ofrecen la posibilidad de instalar unos adicionales; por supuesto, eso variaría el coste del coche. Algunos de ellos son:

Frenado de emergencia: advierte al conductor cuándo frenar para evitar que choque contra un objeto o atropelle a una persona. Por lo general, emite un aviso sonoro, visual, o ambos, para que se disminuya la velocidad; otra opción es un sistema activo que envía la orden de frenar, si el conductor no actúa.

Mantenimiento del carril: se acciona por medio de una cámara que es capaz de detectar el cambio del carril; en caso de que no se hayan puesto las luces intermitentes, envía una alerta de sonido o visual para asegurarse de que el conductor mantiene la debida atención en el camino. Existen también versiones que son capaces de girar el volante de manera automática, si perciben que hay riesgo de colisión.

Advertencia de pérdida de atención y somnolencia: alerta al chofer cuando detecta comportamientos erráticos en la trayectoria del coche. Hay algunos modelos que incluyen una cámara que percibe si la persona al volante está utilizando el móvil, cierra los ojos, o ladea la cabeza; si es el caso, emite una alerta de sonido para que la persona esté al pendiente del camino o se tome un descanso.

Señal de frenado de emergencia: esta advertencia se hace visible con un fuerte destello intermitente de las luces de freno. Se genera en el momento en el que se reduce de manera abrupta la velocidad del coche, así los demás conductores pueden divisarlo fácilmente y evitar una colisión.

Asistente de velocidad inteligente: esta tecnología requiere de una visión artificial para captar e interpretar las señales que se encuentran en las carreteras. Por ejemplo, le advierte al conductor sobre el límite de velocidad que corresponde al tramo por el que circula.

Desafortunadamente, no siempre los vehículos traen esa variedad de sistemas de seguridad; por lo que hay muchos automóviles que se ven involucrados en accidentes. Si desea cambiar el suyo antes de que tenga un incidente, podría vender coche en desguace y con lo obtenido reunir para comprar uno más moderno.

Carmen