Como cambiar una rueda

Cuando tienes un coche existen algunas reparaciones que debes saber hacer por tu cuenta y una de ellas es cambiar una rueda. Si necesitas tener los neumáticos en perfecto estado, y disfrutar siempre del mayor rendimiento, te invito a que visites el taller de: neumaticosxpoco.es, porque allí encontrarás siempre los de mejor calidad a un precio muy ajustado.

Sin embargo, a pesar de que tus neumáticos estén en perfecto estado, nunca estarás exento de que un clavo pueda pinchar un neumático de tu coche en las vías. Por esto, el día de hoy te he preparado este post, para que sepas cómo cambiar un neumático rápidamente.

Procedimiento básico para cambiar una rueda

Para que puedas cambiar la rueda de tu coche, debes asegurarte de seguir una serie de pasos al pie de la letra para evitar accidentes. Estos pasos son:

Asegura tu coche

Es indispensable tener tu coche completamente seguro cuando vas a hacer el cambio, y para ello debes aparcarlo en un lugar plano fuera de la vía. Además, debes colocar elementos de seguridad como el triángulo, las luces de emergencia y si es de noche asegurarte de que usarás un chaleco reflectivo.

También debes asegurarte de tener el freno de mano puesto, y cuando todo esté en orden, será el momento de poner manos a la obra.

Baja la rueda pinchada

Es el momento de comenzar, y antes de subir tu coche en el gato, asegúrate de aflojar levemente las tuercas de la rueda que vas a bajar. A continuación, debes subir el coche en el gato, y retirar las tuercas, para que puedas quitar la rueda de su lugar.

Asegúrate de ponerla debajo del coche, junto al gato, con la finalidad de evitar accidentes en caso de que ele gato llegue a fallar. Este es el momento, de ir por el neumático de repuesto.

Coloca el nuevo neumático en su lugar

Cuando tengas la zona despejada, es momento de colocar la rueda de repuesto en su sitio, y fijarla con las tuercas. En todo caso, debes asegurarte de apretar las tuercas lo más posible, y cuando el neumático esté bien fijado puedes proceder a bajar el coche del gato.

Asegúrate de que, una vez que termines con todo el procedimiento, debes proceder a apretar nuevamente las tuercas, para que puedas tener siempre un excelente desempeño. Esto te evitará accidentes en el futuro, como que se salga una rueda por tener las tuercas flojas.

Carmen